Archive for enero, 2017

Los borbones y la telebasura

lunes, enero 30th, 2017

Promiscuos, muy dados a las relaciones extraconyugales y, como consecuencia, tejedores de una red numerosa de hijos bastardos distribuidos por la geografía española y europea. Así han sido los reyes de la dinastía de los borbones, desde Felipe V de Anjou hasta Juan Carlos I.

Esa condición ha sido suficientemente reseñada por historiadores múltiples que han definido a esta estirpe de origen francés como personas pasionales y sensuales, tanto ellas como ellos, y éstos, especialmente atraídos por las divas de la escena.

Para no irnos muy lejos en el tiempo, le ocurrió a Alfonso XII con Elena Sanz, afamada cantante de ópera, a su hijo, Alfonso XIII, con Celia Gámez, entre otras, y ahora ya ha trascendido el secreto a voces que supuso la relación de Juan Carlos I con la vedette, Bárbara Rey, que en los 70 y los 80 era una de las mujeres más deseadas de España.

Al rey emérito le han puesto patas arriba su plácida jubilación a partir de las revelaciones de sus juegos de cama con la ex del domador, que probablemente, abrirán la espoleta para que le aparezcan tantas amantes como animales habrá cazado a lo largo de su vida.

De su atracción por las bellas mujeres para satisfacer sus instintos depredadores independientemente del estado civil, él responderá ante quien deba hacerlo. Sin embargo, su vida licenciosa alcanza otra dimensión lamentable si ésta ha supuesto un desembolso generoso que ha salido de los fondos reservados del Estado, como han denunciado algunos medios de comunicación, para mantener calladas a sus aventuras extramatrimoniales.

Personaje fundamental en la transición española para desmontar el franquismo desde las propias leyes del Movimiento junto a Suárez y Fernández Miranda, Juan Carlos I ha liderado la monarquía parlamentaria durante 40 años con el acierto que refleja la madurez de nuestra democracia. Que ahora su nombre sea alimento de la telebasura es ruin aunque él sea el único responsable de la carnaza.

 

Noticias ingratas, dolorosas

lunes, enero 30th, 2017

Hace solo tres semanas el abogado del joven malogrado anteayer en Ciutadella apelaba a la consideración hacia la persona para justificar el delito que había cometido y solicitar su puesta en libertad, como hizo la juez, después de que él mismo hubiese confesado su culpa. Era la del letrado una opinión respetable que, seguro, tenía fundamento. El chico había actuado bajo los efectos de las sustancias estupefacientes y el abogado defendió que su ingreso en prisión solo empeoraría su futuro por lo que clamaba por una nueva oportunidad que la magistrada le concedió.

En ese futuro pesaban sus inquietudes para abrirse paso como mecánico, incluso realizaba algunos trabajos esporádicos que le surgían en ese ámbito y pretendía estudiar otro curso de FP con el fin de mejorar sus conocimientos.

Otros que le conocieron aseguran que era un chico alegre pero inseguro, que se defendía bien en la cocina y sabía hacerse estimar. Características todas ellas que no llegaron a alejarle de la espiral de la desobediencia y las adicciones en la que había entrado hace tiempo y que han influido en su muerte prematura.

Pocas cosas hay más tristes que redactar una noticia luctuosa que implique la desaparición de un ser humano, máxime si se trata de una persona joven, cualquiera que haya sido la causa que la haya provocado, accidente o enfermedad.

Informar sobre el fallecimiento de un joven de 22 años, como en este caso, atrapado en el mundo de la drogadicción del que se esforzaba para salir con su propia voluntad y la de los que más se preocupaban por él, resulta decepcionante aunque haya que hacerlo asumiendo el dolor que va a generar el relato de los hechos. Molesta hacerlo, es desagradable e ingrato para todos. Que no lo dude nadie.

Trabajo para titulados

lunes, enero 23rd, 2017

Alejados prematuramente de la Isla los postadolescentes que la abandonan para cursar sus estudios superiores, la inmensa mayoría asume que no regresará a su tierra de origen.

No hay oferta laboral para ellos porque ni existen ni se generan puestos de trabajo cualificados en otro ámbito que no sea el del sector turístico. Así, una vez superados los cuatro años de facultad, erasmus, másters, postgrados…, su futuro pasa por buscarse la vida más allá de nuestro perímetro contribuyendo, a su pesar en muchos casos, al descenso de personal especializado en la Isla a partir de su título universitario.

En el marco de esa preocupante realidad cobra relevancia positiva el nuevo programa que ha puesto en marcha la conselleria de Trabajo del Govern Balear a través del Servei d’Ocupació en Balears. La iniciativa que pasa al terreno de la práctica el próximo mes de febrero beneficiará a 64 jóvenes menorquines -393 en todo el archipiélago- que posean un título universitario, grado superior de Formación Profesional u otro título oficialmente reconocido, y se hallen en situación de desempleo.

Se trata de un contrato de nueve meses, a jornada completa, lo que no deja de ser otra destacada característica de este programa si consideramos que en 2016 uno de cada tres contratos laborales suscritos en la Isla fueron a tiempo parcial. Los jóvenes licenciados que opten a estas plazas cualificadas, de menos de 30 años, podrán trabajar en los ayuntamientos o el Consell insular durante 9 meses. Algo es algo para mitigar la frustración que les invade a quienes no tienen o no encuentran alternativas.

Está obligada la Administración a promover programas tan alentadores como éste para invertir la tendencia descorazonadora del futuro de los universitarios en esta Isla.

 

Pidan a los reyes la república catalana

jueves, enero 12th, 2017

Jordi y Montse han pedido a los reyes magos en su carta un scalextric, la patrulla canina, los patines de Soy Luna, el lego de Star Wars y… una república catalana. Además, con tal propósito, recibieron ayer a sus majestades de Oriente agitando una bandera estelada independentista al paso de la cabalgata por las calles de Barcelona, como hicieron miles de niños en otros puntos de la geografía catalana.

Cumplieron así con el llamamiento zafio que hicieron a principios de semana la Assamblea Nacional Catalana y Òmnium Cultural a los niños de aquella Comunidad.

Ambas entidades soberanistas ejercieron una utilización perversa y lamentable de la inocencia infantil para «internacionalizar el proceso catalán y dar mayor visibilidad a la demanda del referéndum», explicaron.

No basta con politizar constantemente el deporte como plataforma reivindicativa donde solo debía aparecer la práctica saludable y la afición o la pasión por unos colores afines. Tampoco es suficiente con adoctrinar a los niños inyectándoles con descaro el independentismo desde las escuelas bajo la tutela dictatorial que marca la Generalitat en Cataluña desde hace demasiados años.

Ahora el viaje a ninguna parte emprendido por los defensores de la nación catalana desconectada de España pretende apropiarse de la ilusión que supone para los niños la llegada de los Reyes Magos, de la magia de una tradición arraigada en España -Cataluña incluida- para ensuciarla con proclamas que pretenden inmiscuirse en la candidez de los más pequeños.

El «procés», dicen, está en marcha pasando por encima de jueces, Constitución y de los catalanes que lo rechazan, aunque éstos no ondearan ayer ninguna bandera en las cabalgatas de los magos. Resulta curioso que ANC y Omnium no solo manchen la ilusión infantil sino que se dirijan a unos reyes para pedir una República. ¿Será que en el fondo son monárquicos?

Marco Asensio, Sergio Llull e IB3

lunes, enero 2nd, 2017

Rafa Nadal, probablemente el mejor deportista español de todos los tiempos, ha entrado en el declive propio de su edad, influenciado por el enorme desgaste físico que ha caracterizado la épica de su extraordinaria carrera. Y sin Nadal y con el Mallorca provocando sonrojo en la Segunda División desde hace varios años, los referentes del deporte balear en las disciplinas mayoritarias que siguen los aficionados regularmente -y no solo cuando llegan las citas olímpicas-, escasean más allá de Jorge Lorenzo, Llull o Rudy Fernández, siempre en candelero.

Solo bajo esa consideración cabe entender el programa especial dedicado el martes por la televisión pública balear, IB3, a Marco Asensio, el jugador mallorquín que cumple su primera temporada en el Real Madrid. Es, sin duda, una de las más firmes promesas del fútbol español. Pero ni es titular en el equipo merengue, ni acumula, por lógica dada su juventud, un palmarés excelso que justifique la realización de un programa, en franja de máxima audiencia y con una hora de duración.

Si esta ha de ser la tónica con un joven de 20 años, preparémonos para ver especiales periódicos de su trayectoria a medida que progrese y gane protagonismo en el Real Madrid, como probablemente suceda, y en la Selección Nacional absoluta en la que jugó 11 minutos para asegurarse que Holanda no le reclame ya que su madre era de aquél país.

Me encanta ver jugar a Marco Asensio porque es un futbolista brillante, diferente. Pero en cuanto a IB3, si ya excede la dedicación al Mallorca en los informativos a pesar de sus desastrosas temporadas, convendría que enfocara a otros ‘grandes’ para la elaboración de programas exclusivos. Sergio Llull, el mejor balear del momento, lo tuvo en una serie en la que entraron muchos otros de menor rango. Sus méritos son mucho mayores hoy que los de Asensio.