Archive for octubre, 2012

Buena idea, mal momento

domingo, octubre 28th, 2012

Al final las buenas intenciones, los deseos de rearmar otro proyecto para que Menorca volviera a contar con baloncesto profesional ya la próxima temporada han quedado en eso, en buenas intenciones, aderezadas quizás, con la constatación de que existen personas dispuestas a dar un paso adelante cuando la coyuntura lo posibilite.

No era una mala idea la surgida entre exdirectivos del CB La Salle y el expresidente del Menorca por la experiencia de unos y de otro en la Adecco Oro. Pero, muy probablemente, tampoco puede considerarse éste el momento adecuado, ni siquiera cuando finalice la temporada para emprender una nueva aventura basada, exclusivamente en el entusiasmo y en la experiencia. Todo lo contrario por mucho que existan casos similares que sí han fructificado en otros puntos de la geografía nacional.

Existen demasiadas heridas abiertas. Ni siquiera se ha procedido todavía a la disolución definitiva del Menorca Bàsquet, y en cualquiera de las circunstancias hubiera sido imposible evitar que se relacionara al club que fue con el que pretendía ser. La vinculación entre el Menorca Bàsquet y La Salle Mahón no se puede discutir porque el primero fue una prolongación del segundo.

En todo caso, dicho por ellos, por entrenadores y otros ejecutivos que han pasado por el extinto Menorca Bàsquet, está sobradamente demostrado que la Isla reúne argumentos más que suficientes para disponer de un club que la represente en el baloncesto profesional, entendiendo como tal, la Adecco Oro, o quizás para comenzar desde abajo, la Adecco Plata.

Es preciso, no obstante, que se cumpla un plazo razonable de tiempo, quizás a dos o tres años vista, que mejore la coyuntura económica global y que hayan ganas y empuje. Si una vez se hizo, puede repetirse.

IB3 y el ‘futbol de ca nostra’

martes, octubre 23rd, 2012

Uno de los deportes autonómicos más prácticados en el archipiélago es denostar a la televisión pública, IB3, como lo es en el nacional cargar contra Televisión Española. Dado que se trata de un ente dirigido por profesionales pero controlado por la clase política que costeamos entre todos, la crítica resulta fácil, demagógica en ocasiones, aunque rotundamente certera en otros muchos casos.

IB3 es todavía una televisión inmadura, de corta edad, que no dimensiona con equidad los acontecimientos, y ahora malvive tras derrochar demasiados recursos que han tenido como damnificados a periodistas de primer nivel.

Si, por ejemplo, el tratamiento de la fase de ascenso del At. Baleares la pasada temporada derivó en una desmesura absurda en comparación con otros hechos igual o mucho más relevantes, la apuesta que ha realizado esta temporada con el programa ‘Futbol de Ca Nostra’ merece el mejor de los reconocimientos.

Hay que aplaudir tanto el acercamiento de la Tercera División que supone este espacio para los miles de aficionados de la ‘part forana’ y las islas menores, como la desintoxicación de la actualidad del Mallorca que, dicho sea de paso, satura por su reiteración aunque sea, indudablemente, el primer club balear con diferencia y requiera un trato preferencial.

La retransmisión del Ferriolense-Mercadal servida el sábado por la cadena resultó un ejercicio informativo de primer orden porque ofreció una realización correcta, una narración acompasada al tono del partido sin necesidad de distorsionar la realidad con gritos más propios de las emisiones radiofónicas, y sobre todo, los mejores comentarios, precisos y plenos de contenido, que este periodista ha escuchado en mucho tiempo a cargo del entrenador Nico López. Imposible aportar más datos del desarrollo del partido y del fútbol menorquín en 90 minutos. Dio gusto oírlo.

En manos del CV Ciutadella

lunes, octubre 15th, 2012

Sin ánimo de descargar una presión que no sería demasiado justa para una plantilla renovada en su totalidad y, asumida su pérdida de nivel respecto a las campeonas de los dos últimos años, la afición menorquina habituada al deporte de élite en el último decenio está ansiosa por agarrarse a la ilusión inicial que proyecta el Valeriano Allés Menorca Volei.

Han sido cinco años estelares en la máxima categoría del baloncesto español, la ahora denominada Liga Endesa, otros dos y medio en la Segunda División B del fútbol nacional, y ya más de un lustro en el ‘top’ del volei femenino español. Esa última representación es el único reducto del deporte profesional que sobrevive en la Isla y a él tenemos que agarrarnos. Cierto que una Regional Preferente competitiva tiene que conectar al aficionado local con el equipo de su pueblo. O verdad es que el Menorca, de la División de Honor Juvenil, ofrece a los buenos futboleros un regalo quincenal por la categoría de los partidos que pueden presenciarse en el Estadi Maonès frente a futuros jugadores de Primera o Segunda División. Pero la realidad es que la bandera del deporte menorquín que traspasa el ámbito balear es propiedad indiscutible de las chicas del CV Ciutadella, que además, se han apropiado con todo merecimiento del orgullo de esta patria chica a base de seriedad, competitividad y, lo que es más importante, dos títulos de campeonas de España.

Esta temporada tienen otro reto añadido en el que se implica toda la Isla por la trascendencia que tiene ser su equipo de mayor rango, con mucha diferencia. Bep Llorens ha fichado lo mejor que ha podido y la categoría, salvo casos aislados, ha vuelto a perder nivel debido a la crisis. Ahí puede tener su ‘chance’ el Valeriano Allés para competir sin la misma meta inicial de antaño pero sí con la necesidad de hacer vibrar otra vez a la afición de la Isla.

Así de real, así de triste

jueves, octubre 11th, 2012

El Club Voleibol Ciutadella, a través de su presidenta, ha echado gasolina al fuego de la disputa abierta -guerra puede denominarse ya- entre la entidad y la corporación municipal que preside José María de Sintas.

En unas declaraciones estudiadas porque se trata de una entrevista propia en la página web del club, Moll carga no sólo contra el alcalde, con el que mantiene abiertas discrepancias al igual que otros de los miembros de su junta, sino contra la clase política de Ciutadella a la que responsabiliza del ‘desastre económico’ que sufre el consistorio. Moll, en suma, defiende la lícita aunque controvertida decisión de acudir a la justicia para reclamar una subvención atacando a quienes decidieron retirar las ayudas a clubes y entidades de la ciudad hace un año por el grave perjuicio que le causaron.

El fondo del discurso meditado que descarga la presidenta es tan cierto como que, a nivel global, ha sido la nefasta gestión de nuestros gobernantes la que ahora mantiene al país cogido con alfileres. Más discutible parece que deba ser un club deportivo el que enarbole la bandera de la reclamación de la justicia social, exigencia de responsabilidades, daños y perjuicios.

Mientras, el alcalde de amplias espaldas proclama su tranquilidad ante el ataque de la entidad de voleibol y esta vez no recoge el guante. Si alguien había soñado, por el bien de todos, en un posible acuerdo antes de la comparecencia judicial, que se olvide. La disputa entre la primera institución municipal y el primer club de la ciudad está más abierta que nunca. Así de real, así de triste.

Decisiones y consecuencias

martes, octubre 2nd, 2012

La gélida relación entre el Ayuntamiento de Ciutadella y el Club Volei Ciutadella ha atravesado la delgada línea roja que puede derivar en una batalla  insólita en los tribunales con efectos colaterales para la primera entidad deportiva de la ciudad. Su iniciativa, adoptada por la junta directiva que preside Katy Moll, amparada en el soporte de los escasos socios que acudieron a una de sus asambleas va a marcar un punto de inflexión cara al futuro entre el club, el consistorio y, probablemente, los ciudadanos de Ciutadella a los que representa.

Es del todo infrecuente que una entidad deportiva acuda a la justicia ordinaria para reclamar una subvención pactada años atrás. No se recuerdan antecedentes de esta naturaleza en la Isla. La propia junta lo sabe y, probablemente por este motivo, ha operado con la máxima discreción posible, respondiendo con evasivas o negativas cuando era cuestionada al respecto. Se mire por donde se mire, es un mal trago sentar en el banquillo al Ayuntamiento de tu ciudad por más que asesores y abogados les hayan animado a hacerlo, entre otras cosas porque si finalmente hay juicio y éste favorece al club, el equipo de gobierno ya ha deslizado que no dispone de fondos para hacer efectivas las sumas reclamadas por el CV Ciutadella y deberá recortarla de otras partidas. Conociendo la fortaleza del alcalde, que ha demostrado ser impermeable a todo tipo de presiones, y las ideas claras que siempre ha trasladado a la opinión pública en éstas y otras cuestiones hay dudas razonables sobre qué tipo de consecuencias van a derivarse.

Ahora bien, el resultado del contencioso sentará una jurisprudencia en Menorca que puede abrir un camino más diáfano para todos al tiempo que deberá delimitar responsabilidades entre quienes ejecutaron equivocadamente las modificaciones en los convenios que relacionaban a entidad y ayuntamiento. El capítulo, suceda lo que suceda, ya desprende un aroma desagradable.